REVISTA DIGITAL DE PROMOCIÓN CULTURAL                     Director: René Avilés Fabila
19 | 07 | 2019
   

Letras, libros y revistas

Salida de emergencia y la arquitextura


Helí Morales

Antes que nada debo decir que he leído este libro con mucho interés y pasión (como seguramente a muchos les ha sucedido). Una vez que comencé su lectura no paré hasta terminarla en ese sorprendente capítulo final. Si es que se le puede llamar así, ya que una de sus veredas de angustia es que, este libro, no se cierra, termina en una herida de la existencia a carne viva.
Salida de emergencia es un libro que no admite adjetivos fáciles. Sabiendo que seré injusto y torpe, sin embargo adelanto algunos: impactante, angustiante, subversivo, avasallador.
Es muy difícil decir algo valioso en estas letras respecto a este libro. Pero me arriesgo a decir algo por la honda impresión que me causó. Me impresionó la fuerza de su estructura en relación con el discurso de los personajes y la trama… su arquitextura por decirla de algún modo. Los capítulos cortos hacen de ráfaga de metralleta en el tiempo de lectura. Las distintas voces que hacen a los capítulos le dan un tiempo de ficción sin descanso y vertiginoso. Pero su arquitectura esta enlazada radicalmente con el contenido. Su estructura hace también de contenido. Su forma es su fondo. Su texto es la materialidad de lo desplegado. Es un caleidoscopio de lo humano sin concesiones.
Es un libro sobre la angustia, el dolor y el desbarranco de jóvenes que tendrían muchas oportunidades (aparentemente) para que no fuese así. Estamos ante un libro que abre, desde mi perspectiva, a un nuevo existencialismo no humanista ni romántico. Existencialismo no como género sino como plasmación de los laberintos de las existencias.
La obra logra transmitir ese dolor, esa pasión, ese desasosiego aunado a la función de la sexualidad y el sexo. Es, como decía, un caleidoscopio de la existencia sin arrancarlo de un tiempo histórico que nos atraviesa, confronta, interpela y empuja.
Podría decir mucho más pero, no soy ni crítico literario ni el más indicado para hacer un análisis más a profundidad. Sí, me quedan muchas cosas más por decir pero, como debe ser muchas veces, en silencio saludo la escritura de la autora.

*Maira Colín, Salida de emergencia, La Cifra editorial, México. 171 pp.