REVISTA DIGITAL DE PROMOCIÓN CULTURAL                     Director: René Avilés Fabila
15 | 11 | 2019
   

Confabulario

Foro de aforismos y reflexiones


Roberto Bañuelas

H
HOMENAJES
• Los homenajes deben hacerse en vida, a más tardar, cuando el que reciba los honores esté con capacidad de reconocer a sus enemigos.
• Los ambiciosos, carentes de méritos, padecen toda la vida los homenajes que no llegan.
• Cuando la gente se olvida de los artistas que un día admiró, recobra la memoria con la celebración de los homenajes póstumos.
• Los artistas de talento reciben con frecuencia el homenaje del aplauso.
• Los homenajes sirven, de paso, para tranquilizar la conciencia de los que combatieron al que ahora exaltan.
• Los homenajes son la hora de una veneración hipócrita contra el olvido culpable y cultivado.
• Para los hombres que trastornan con sus obras la rutina y la mediocridad existe, sin necesidad de fechas especiales, el homenaje frecuente de la malquerencia.
• Reunidos o dispersos, tributamos cada día un homenaje al vacío de la existencia.
• Lamentablemente, el homenaje a los clásicos consiste en darse tiempo para adquirir sus obras.
• Por ignorancia o por maldad, se puede olvidar o evitar el homenaje que un hombre superior merece.
• Las mujeres, esclavas de la moda, se organizan un homenaje diario en el ritual frente al espejo.
• El artista no debe esperar más homenaje que el de triunfar en su tiempo.


HONOR

• La burguesía ha hecho del honor una pieza de museo, la cual ha sido rescatada por la clase media como una bella superstición a la que rinde culto.
• Las personas que más se preocupan del honor, actúan como si carecieran de él o estuviesen a punto de perderlo.
• El honor, si lo hay, es su propio guardián.
• La gente se preocupa del honor por las siguientes razones: porque no lo tiene, por temor a perderlo y por querer adquirirlo.
• El honor se predica como una virtud suprema, pero es, en realidad, un arma de defensa que se basta a sí misma.
• La honradez, hermana del honor, se predica intensamente para que los pobres la practiquen.
• La honra de la mujer, mientras la conserva, es un valor que nadie estima; pero una vez que la ha perdido, todos se apresuran a ponerle precio.

HOSPITALIDAD

• “Ésta es su casa”: hospitalidad untuosa y cobarde. ¿Cómo arrojar a ese huésped que después de tres días apesta?


HUMANIDAD

• La humanidad no se detiene ni se desilusiona gracias a que está formada de algunos optimistas y de muchos que en nada piensan.
• La perfectible evolución de la humanidad se ha desarrollado en una lucha continua entre el hambre y la lejana felicidad.
• La humanidad, desde que comenzó a tener conciencia de su infelicidad y miseria, seleccionó a los demonios que rigen la distribución del miedo y el dolor de la existencia.
• Al mismo tiempo que creemos en el hombre y en la humana sociedad, todos debemos trabajar para su merecida superación.
• Los grupos humanos, más allá de su elemental sobrevivencia, deben inspirarse y trabajar en el logro de grandes realizaciones.
• La humanidad se extravía porque cree demasiado en seres imaginarios y muy poco en sí misma.
• Seguirá siendo muy lejano el día en que la humanidad pueda vivir sin mitos y supersticiones.
• La humanidad sufriente y desposeída, bajo el nombre de nuevas fórmulas de redención se somete, complacida, a nuevas formas de esclavitud.
• En el ser humano coexisten el bien y el mal. Socialmente, entre el temor y la esperanza, una fuerza coercitiva le obliga al bien común.
• ¿De qué nos queremos salvar, si somos una especie omnívora que hace de la depredación su sobrevivencia?
• Para no amar a la humanidad en abstracto debemos partir del posible afecto por nuestros vecinos.
• La humanidad es la continuidad plural de la perennidad y la renovación del hombre.
• Es muy fácil amar a la humanidad como un mandamiento de moral abstracta, y, al contrario, resulta difícil aceptar y amar al prójimo que está cerca de nuestro diario acontecer.
• Esto que se llama humanidad se compone de huéspedes perpetuos que proliferan y contaminan la Tierra, este gramo de polvo arrastra¬do e ignorado por el cosmos.


HUMILDAD

• La humildad la lleva quien no puede quitársela.
• La vanidad es tolerada como uno de tantos vicios; pero la humildad, que se muestra débil, es despreciada como si fuese una virtud.
• Los predicadores profesionales de la humildad viven de explotar a los humildes.
• Si te indican que seas humilde, pide que te den el ejemplo y no el consejo.
• Cuando las alabanzas suplen a la fatiga de la egolatría, el triunfador adopta la actitud de la humildad.

I



IDEALES

• Los ideales representan el compromiso de la realización futura de una idea presente.
• Los filósofos idealistas trabajan al margen de la acción en un tiempo indefinido.
• Los ideales forman un puente entre el pesimismo del presente y el optimismo para el futuro.
• Los ideales están siempre más allá del duro camino.
• El ideal más cercano consistiría en perfeccionar la presente realidad.
• La realización de un ideal nos da el camino para otro.
• Es más fácil predicar los ideales que ir a buscarlos al horizonte.
• Hay más ideales por cumplir que hombres que quieran hacerlo.
• Cuando idealizamos a las personas, las cubrimos de tantas cualida¬des y encantos, que ellas mismas no podrían reconocerse.
• Con frecuencia la gente llama ideales a los caprichos no conseguidos.
• Al conseguir la victoria de una causa, lo que menos importan son los ideales o las ideologías, y, consecuentemente, todos los hombres terminan pareciéndose en que el revolucionario de ayer sea el reaccionario de hoy.
• Cuando traicionamos nuestros ideales enajenamos la libertad creadora por el sometimiento servil.


IDEAS

• Las ideas trascienden cuando tienen la fuerza de superar la condición del hombre a un nivel humano.
• Muchas personas creen que tienen grandes ideas por el hecho de no poder realizarlas.
• Con las ideas el hombre cree lo que sabe y supone que sabe en lo que cree.
• Una idea absurda es aquélla que ya no tiene aplicación, o que aún no la tiene.
• Una buena idea produce tranquilidad; muchas buenas ideas, quitan el sueño.
• Las ideas se comparten entre la traición con beneficio y la fidelidad de los que cargan con la decepción de que una vez más tampoco se les hizo justicia.
• Si toda la gente tuviese buenas ideas, los profesionales de la inteligencia encontrarían más difícil la vida.
• Lo importante de las ideologías se reduce a unas cuantas ideas accesibles a la mayoría.
• Las ideas son como las prendas de vestir: no todas les quedan bien a todos.
• En la república de las ideas, cada cabeza es un tercer mundo en caos.
• Las mujeres saben siempre que, desde las ideas hasta las acciones más complicadas, el hombre pretende controlarlo todo: ellas, con heredada sabiduría, se limitan a controlar al hombre.

IDENTIDAD

• La identidad es la respuesta no razonada entre el ser, el medio y la historia que le precede.
• Para ser y estar frente al mundo, el negro debe asumir su negritud como el tigre su tigritud: eso es identidad.
• El que niega su identidad o pretende cambiarla por otra ajena a sus legítimos valores, fragmenta y prostituye su potencial personal.
• El gobernante que no se identifica con su pueblo, tampoco es capaz de admirarlo o de amarlo, causas por las que termina conduciéndolo como a un rebaño despreciable.

IDEOLOGÍA

• Todas las ideologías han acumulado más mártires que héroes. Desde la esclavitud al feudalismo, al capitalismo, al socialismo y a la globalización, la esencia de las luchas y rebeliones se basan en combatir la explotación del hombre por el hombre y por el hambre.